Narcoguerra entre el CJNG y el Cartel de Sinaloa, coloca a Colima en el primer lugar en ejecuciones en el país

COLIMA, Colima.- La incidencia delictiva en Colima ha superado el récord de los últimos diez años, agudizándose en 2015 y principios de este año, donde la disputa entre cárteles de la droga por la zona y el puerto de Manzanillo ha sido la causa principal.

Víctimas inocentes, desarrollo económico paralizado, cambios en el gabinete estatal y una sociedad temerosa de salir a las calles, son algunas consecuencias del aumento de la inseguridad en la entidad.

Las autoridades de los tres niveles de gobierno han reconocido que elCártel Jalisco Nueva Generación disputa el territorio colimense con elCártel de Sinaloa.

Información, hasta el mes de agosto, del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) indica que Colimaostenta el primer lugar en asesinatos, debido a que registra una tasa de 55.3 homicidios dolosos por cada 100 mil habitantes.

El segundo lugar nacional en homicidios dolosos es Guerrero, con una tasa de 42; mientras que el tercer escaño es de Sinaloa, con 24.3 por cada 100 mil habitantes.

Tan sólo en los primeros ocho meses de este año hay registro de 389 ejecuciones: 30 en enero; 44 en febrero; 55 en marzo; 74 en abril; 46 en mayo; 42 en junio; 50 en julio, y 48 en agosto, en decir, 48 al mes, en promedio.

En contexto, de 2004 a 2009 el promedio fue de 50 asesinatos por año, sin embargo, 2010 terminó con 55 homicidios; en 2011 la cifra llegó a 154. En 2012 se registraron 287; en 2013 descendieron a 177; en 2014 fueron 99, y en 2015 se registraron 167 ejecuciones.

Otro delito que se ha disparado de forma considerable, comparativamente con el año pasado, es el robo a transeúnte, que aumentó 500 por ciento este año, ya que en los primeros ocho meses se han registrado 343, mientras que en 2015 se contaron 66.

Sobre el robo a casa habitación, el sistema refleja que este delito también va a la alza, debido a que se están registrando –en promedio– 8.8 atracos diarios en la entidad, ya que se presentaron, hasta el mes de agosto, mil 814 atracos, mientras que el año pasado este delito cerró con mil 321 robos.

“GRAVE PROBLEMA”

Para el gobernador de Colima, Ignacio Peralta Sánchez, quien recientemente removió a su secretario de seguridad pública, Eduardo Villa Valenzuela, el problema inédito del consumo y tráfico de drogas actualmente es un reto para su administración que, advirtió, combatirá de manera frontal con el respaldo de las fuerzas federales. 

En entrevista, dijo que “quienes quieran dedicarse al tráfico de drogas en el estado están advertidas que ya no será posible porque se trabaja para desincentivarlo”.

Hizo saber que aunque se han logrado detenciones importantes, la ciudadanía aún no tiene una percepción de seguridad positiva, por lo que reclama de manera airada.

Según Peralta, los colimenses estaban acostumbrados a un entorno de seguridad hasta 2009. Señaló que bandas delictivas pelean el mercado en el estado, donde –asegura– el deterioro de los valores y la desintegración familiar se han convertido en factores que incrementan el consumo de droga.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada