La “Gente Nueva”, el ejército vivo de “El Chapo”

Para proteger el feudo del Cártel de Sinaloa en caso de que fuera arrestado o asesinado, Joaquín “El Chapo” Guzmán integró un ejército de sicarios dispuestos a jugarse la vida con tal de reservar el Pacífico mexicano como plaza del sinaloense.

Se trata del grupo armado “Gente Nueva”, creado en el año 2007 en Veracruz, México, como parte de la estrategia de militarización del grupo llamado La Federación Sinaloense, integrada por Guzmán, “El Mayo” Zambada y Juan José Esparragoza “El Azul”.

Según la Agencia Antidrogas Estadounidense (DEA, por sus siglas en inglés), “Gente Nueva” está integrada por, al menos, 5 mil elementos en todo el país que fueron entrenados como militares, policías federales, policías ministeriales, kaibiles (soldados de elite guatemaltecos) y agentes de seguridad privada que renunciaron a servir a su país para enrolarse en el bando criminal.


Son jóvenes de entre 20 y 30 años, sanguinarios, insensibles al dolor ajeno, propicios al sicariato y profundamente leales al “patrón”; amigos y familiares del líder del cártel sinaloense. Por semanas se les entrena en Veracruz o Chihuahua para que aprendan a decapitar, torturar y “levantar” enemigos –Los Zetas, Cártel de Juárez, La Línea, Los Aztecas– para luego desaparecerlos.

Se mueven con uniformes militares, cubiertos de la cara con pasamontañas, armas de alto calibre que enseñan a bordo de camionetas blindadas sin placas y con cinta adhesiva que marca una “X” en las ventanillas. En ocasiones, pintan el nombre de su organización en las puertas y enseñan las mirillas de sus rifles a los civiles.

Su fundador, Noel Salguiero Nevarez, alias “El Flaco”, comenzó como aprendiz de “El Chapo” en 1995 en la sierra de Chihuahua, donde cuidaba que el trasiego de droga a Estados Unidos llegara a buen término. Su eficacia para el negocio y su actitud despiadada con los enemigos lo hicieron subir pronto en el organigrama del cártel, a tal grado que pronto fue el encargado de toda la entidad y se hizo lugarteniente del capo más buscado del mundo hasta el sábado pasado.

Su liderazgo sobre sádicos jóvenes costó en 2008 la vida de más de mil 500 mexicanos en Ciudad Juárez, donde la gente de Guzmán Loera peleó por la “plaza” contra el Cártel del Golfo y Los Zetas. A ellos ordenaba degollar y dejar por todo el estado narcomensajes sobre el poderío de su jefe.


El 5 de octubre de 2011 en Culiacán, Sinalona, fue aprehendido “El Flaco” por personal del Ejército mexicano, cuando el Gobierno Federal ofrecía 3 millones de pesos por pistas que llevaran hasta su captura. En aquel momento, el gobierno del entonces presidente Felipe Calderón celebró su detención como si se tratara del fin de esta organización.

Pero aunque actualmente Noel Salguiero se encuentra recluido en un penal de máxima seguridad en Jalisco, “Gente Nueva” continúo como un grupo criminal ascendente en el territorio nacional: de controlar Sinaloa, Chihuahua y  Durango, ahora también tienen presencia en Tamaulipas, Veracruz y Jalisco.

Ahora no hay un líder visible, pero su presencia sigue fuerte. En Twitter, varios de sus miembros suelen colocar fotografías y videos de sus rondines por el Pacífico mexicano, sus armas y las ganancias económicas que cosechan como grupo de choque.

En la misma red social existe un perfil llamado “Gente del Chapo” con la cuenta @_LaGenteNueva_, que tiene 7 mil 882 seguidores hasta la noche del 24 de febrero de este año. En once tuits, esta cuenta presuntamente manejada por sicarios del capo, da cuenta de la impunidad con la que se mueven.

Apenas el 30 de enero pasado publicaron “Somos Gente Nueva somos gente de Joaquín Guzmán” con una fotografía de, al menos, cuatro hombres fuertemente armados a bordo de una camioneta negra rotulada con “Gente Nueva”.

Otro mensaje del 27 de enero dice: “Retumban los cuernos, los casquillos vuelan con el plomo, respetan al jefe o tragan el polvo”.

El 22 de febrero, horas después de darse a conocer el arresto de Guzmán Loera, el administrador de la cuenta escribió: “Estamos a la orden, como servimos a su padre les servimos a ustedes patrones, hasta la muerte por el señor @_AlfredoGuzman_ @lvanArchivaIdo”. Estos dos últimos son supuestamente los hijos del capo.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada